Juguetes de Madera

Los juguetes de madera pueden ser realmente divertidos para tus hijos, en mayor medida que los juguetes más modernos ¡Conoce por qué!

Siempre queremos consentir a nuestros peques, y una de las formas de hacerlo, es obsequiándoles cosas. Con relación a los juguetes, éstos no se han escapado del gran avance de la tecnología evolucionado de gran manera. Antes un niño tomaba un pequeño carrito de juguete y lo hacía rodar con sus manos, agachándose, corriendo con él, arrastrándose, sin importarle nada más que el hecho de que se divertía con su juguete favorito.

Ahora el panorama es muy distinto, ya que puedes observar a diario, a un niño con un carro o avión de juguete a control remoto, manejándolo a distancia, en ocasiones, incluso sentado y solo viendo como ese juguete va de un lado a otro. Sin ningún tipo de esfuerzo físico, restándole diversión al juego.

Juguetes de Madera

En nuestros días, la relación cercana del niño con sus juguetes se ha ido perdiendo, aquella en la que se daba importancia al hecho de poder dar rienda suelta a la imaginación con prácticamente cualquier cosa. Por esta razón, los niños de hoy día no conocen mucho o no prestan mucha atención a los juguetes de madera, precisamente, por lo mencionado sobre la tecnología invadiendo todo campo de la vida.

Por otra parte, la apatía de los niños hacia los juguetes de madera también ha sido  culpa de los padres, quienes piensan que, mientras más moderno el juguete, más diversión recibirá el niño, inculcándoles  que un juguete de madera es algo simple y aburrido.

¡El juguete de madera! diversión pura y obra de arte a su vez

El uso de juguetes de madera es tan antiguo como la propia actividad del juego. Estos juguetes tienen algunas características que los hacen ideales al momento de elegir qué regalarle a los más pequeños. En la antigüedad, para la fabricación de los primeros juguetes se usaron, como es obvio, sólo aquellas materias primas que provenían de la naturaleza. Así se elaboraban sencillos instrumentos de juego en base a semillas, hojas de maíz e incluso vísceras de animales. De esta primera etapa también data la construcción de los primeros juguetes de madera.

Juguetes de Madera

Los juguetes de madera tienen ciertas características que los hacen superiores frente a otro tipo de juguetes. Por ejemplo, su durabilidad, todos sabemos la poca vida útil que tienen algunos juguetes en mano de los niños. Los juguetes de madera, aunque se deterioran, si están hechos de buena madera pueden llegar a trascender generaciones.

Asimismo, los juguetes, generalmente, además de entretener, cumplen otras funciones tales como; fomentar el desarrollo manual y mental de los niños y contribuir al desarrollo de sus sentidos. Pues bien, la madera utilizada como materia prima para la construcción de juguetes, permite que se pueda cumplir con estos objetivos. Debido a  que, los juguetes de madera transmiten una gran riqueza natural que es perceptible a través del tacto, la vista e incluso a veces, a través del aroma.

La madera ofrece infinitas posibilidades de construcción y de combinación con otras técnicas. Esto hace posible que los juguetes de madera no hayan perdido su vigencia y aun puedan encontrarse en tienda de juguetes. A partir de la madera, se pueden construir tanto  juegos sencillos como; el yo-yo, el trompo, los carritos de arrastre, hasta los juegos más modernos como puzles, con los motivos de los personajes animados de moda.

Si creciste con este tipo de juguetes para niños, sentirás nostalgia al leer este artículo y recordar eso estupendos momentos que pasaste tal vez, con tu avioncito o camión de madera, jugando por horas, días y años.

Seguramente querrás que tu hijo viva y sienta esa misma experiencia, ¡Diversión en contacto con la naturaleza! ¡El entorno! Pues bien, solo debes regalarle un juguete de madera y motivarlo a que se divierta poniendo el máximo de su imaginación en el juego.